logo marques
logo-drivim

Cuándo cambiar la correa de distribución

Cuando se rompe la correa de distribución tu coche puede sufrir una avería que puede conllevar una reparación de las más costosas que encontramos en nuestros talleres. Esta pieza clave de nuestro motor lo que hace es que las válvulas puedan abrirse y cerrarse sin ser golpeadas en este proceso por los pistones sincronizando el movimiento del cigüeñal con el árbol de levas.

 

Para prevenir la rotura de la correa, deberíamos cambiarla de forma periódica. Esta periodicidad sería o bien, cuando el coche tenga ya 10 años o bien, cuando ya hemos conducido más de 100.000 km con él.

 

En alguno de los casos nos encontramos con que la pieza se rompe sin dar señales de mal funcionamiento; aunque la mayoría de las veces sabemos que este problema viene precedido por un ruido o comportamiento un tanto anormal del vehículo. En este artículo os daremos las claves para que sepas detectar los síntomas que te avisarán que es el momento de cambiar tu correa de distribución.

 

Síntomas del cambio de la correa de distribución:

 

La respuesta exacta a cuándo hay que cambiar la correa de distribución la encontrarás en el libro de mantenimiento de tu vehículo, aunque lo que la mayoría de los fabricantes recomiendan es hacer la revisión a los 5 años y el cambio a los 10 años o 100.000 km. La correa esta fabricada de caucho, goma y nylon, se trata de un material que envejece y se deteriora tanto por desgaste como por el paso natural del tiempo. En este caso, el clima, también le pasa factura a la correa de distribución, sobre todo en zonas cercanas al mar o de temperaturas extremas (mucho frío o mucho calor).

 

Cuatro signos que indican que deberías cambiar la correa de distribución:

 

Grietas en la correa. Si cuando realizas una inspección visual de la correa, descubres por sorpresa que esta presenta grietas, sabes que ha llegado el momento de cambiarla. Las grietas pueden aparecer tanto por el paso del tiempo, como por una tensión o alineación inadecuadas.

Ruido en la transmisión. Si escuchas un ruido inusual en la transmisión seguramente la tensión de tu correa no sea la correcta y habrá que reajustarla o cambiarla.

 El coche vibra. Si cuando tu coche está parado y con el motor encendido notas una vibración pronunciada seguramente tu correa esté para cambiar.

 Dificultad para arrancar. Si el coche tarda mucho en arrancar y escuchas un ruido pronunciado al mover seguramente se trate también de la correa de distribución.

Si quieres y necesitas un servicio de confianza, puedes encontrar nuestros talleres oficiales en Mataró, Callella, Badalona y Lleida. ¡También puedes reservar tu cita online aquí!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres alquilar
un vehículo?

Tenemos un vehículo por cada situación.
¡Vive nuevas experiéncias!